GASTRONOMÍA / Recetas Tradicionales / Legumbres/

 

 

Fabada asturiana clásica

 

 

 

 

INGREDIENTES

 

1 Kg. de fabes de la granja.

3 chorizos asturianos.

3 morcillas asturianas.

300 grs. de tocino veteado (con veta de carne), fresco o salado.

Sal.

 

 

 

PREPARACIÓN

 

Poner las fabes a remojo la noche anterior, con agua abundante. A la mañana siguiente poner las fabes en una olla al fuego con abundante agua y sin sal. Cuando rompa a hervir, bajar el fuego para que la cocción se realice a fuego lento y con la olla tapada. Se deja cocer, vigilando el nivel del agua y si en algún momento es necesario añadir agua, ha de ser agua caliente, el agua fría retrasa el reblandecimiento de las alubias.

 

Cuando las alubias estén casi tiernas y enteras, no deshechas, lo que se habrá conseguido por el fuego lento; tomar las morcillas y los chorizos y pincharles la piel con la punta de un cuchillo y echarlos en la olla junto con el tocino. Dejar cocer, a fuego lento y con la olla tapada durante más o menos 30 minutos. Salar al gusto, aunque como las morcillas y el chorizo son muy sabrosos la mayoría de las veces no será necesario añadirles sal.

 

Una vez terminada la fabada, se saca el compango y se trocea el tocino, las morcillas y el chorizo y se colocan en una fuente. Las alubias y el caldo se colocan en una sopera.

 

En la mesa se presenta la sopera con las alubias y la fuente con el compango y en los platos se sirven las alubias y a cada comensal se les ponen las piezas de compango que deseen o que puedan aguantar.

 

Se trata de un plato contundente, no apto para ser tomado en verano o en climas tropicales.

 

 

 

Si te gusta esta Web, compártela en tus Redes Sociales---->